Ayudas Familiares, Subvenciones, Prestaciones, Subsidios, Desempleo, Paro, Buscar Trabajo, Ayudas a los hijos, Ayuda Familiar, Colegios, Becas, Mujer, Vivienda, Hipotecas, Alquiler, Inem, Sepe,Seguridad Social.



Buscar tipo de ayuda ó temas relacionado

1 de junio de 2009

Ayuda a tus hijos a la hora de estudiar

Su actitud en el colegio es una de nuestras mayores precupaciones. Su relación con los profesores, con el resto de los compaeros es crucial. Además, se está forjando su futuro, un aspecto fundamental que muchas veces nos quita el sueño. Aquí ncontrarás soluciones a posibles problemas.


Cómo adquirir hábitos
Un 34 por ciento de los jóvenes españoles abandona los estudios antes de empezar la universidad. Entre las múltiples causas que se han barajado, la falta de estimulación y los malos hábitos de estudio son de las más importantes. Los padres podemos hacer mucho para ayudar a nuestros hijos en los estudios.

La responsabilidad de su educación recae en la escuela y también en la familia. Para ayudar a un adolescente a adquirir hábitos de estudio -o al menos interesarse por ellos- lo más importante es predicar con el ejemplo. Si en el fondo pensamos “a mi me da igual que estudie, pero por lo menos si va a la escuela no está en la calle” no estamos dando la importancia que tiene la educación para su formación y, por supuesto, para su futuro.

Si el ambiente familiar es propicio al estudio, los jóvenes estudiarán. Si en su casa se valora la educación y la cultura, disminuyen considerablemente las posibilidades de que ese muchacho deje la escuela. Si en su casa hay libros y los padres leen de forma habitual, desde muy pronto se habituará a la lectura y al placer de aprender.

Es importante hacerles ver que estudiar es algo beneficioso para ellos. Saber, adquirir conocimientos es ganar liberta, y cuando mejores resultados tengan en los estudios, más probabilidades tendrán de escoger profesión, en definitiva, de perfilar su futuro.

¿Cómo podemos ayudarles?
Siempre podemos ayudar a nuestros hijos a que continúen con sus estudios y no quieran dejarlos a través de muchos recursos. Así, por ejemplo, podemos hablar con ellos para escuchar cuáles son sus temores o problemas en la clase. Hemos de interesarnos por los éxitos y felicitándoles siempre que consigan una buena calificación. A estas edades, los regalos deben sustituirse por otro tipo de premios: una cena en u restaurante, un viaje juntos, una escapada al cine...

Además de preocuparnos por los resultados, también conviene interesarse por lo que están estudiando, dejando que cuenten los más curioso y aportando nuestros conocimientos o nuestras propias dudas.

Se debe facilitar la posibilidad de recibir clases adicionales, proporcionar un ambiente de estudio adecuado en el hogar y fomentar la participación de las actividades escolares.

Busca las técnicas y el lugar apropiado para estudiar

Dedicará varias horas al día a realizar las tareas de la escuela, por tanto debe tener un sitio adecuado para trabajar cómodamente que reúna los siguientes requisitos: Ha de ser tranquilo y alejado de la televisión, radio, teléfono, juegos....Además, tiene que disponer de una buena iluminación y ha de estar bien ventilado. Por último, hay que buscar el mobiliario adecuado: una silla cómoda y una mesa lo suficientemente grande como para poder tener a la alcance todo el material que necesite utilizar.

Técnicas de estudio
Aunque existen muchas técnicas de estudio adecuados a cada materia y edad, existen unas normas básicas que se pueden aplicar fácilmente. Conviene que los padres también las conozcan: es necesario leer el texto cuantas veces alga falta para poder comprender lo que en él se dice; hay que subrayar las ideas más importantes; se debe elaborar un esquema o resumen; para memorizar la mejor forma es haciéndolo a través del resumen asociando las demás ideas que se ha leído;y, por último, se debe reproducir la información, tanto oralmente como por escrito. También los padres podemos escucharle o leer lo que ha escrito.

El mejor horario para el estudio
Planificar un horario para el estudio le ayudará a crear hábitos de trabajo, potenciará la concentración, ya que es más fácil concentrarse en un tiempo exclusivo para estudiar determinado de antemano y, además, le quedará tiempo para dedicarse a otras tareas.

Conviene, por tanto, tomar una serie de medidas como, por ejemplo, establecer juntos este horario, debe ser un tiempo a respetar pero con la suficiente flexibilidad como para alterarlo por algún imprevisto, antes de iniciar los estudios, hay que detallar que se va a hacer en cada momento. Y, para finalizar, no debe perder horas de sueño, ni estudiar si está cansado o después de comer.

Técnicas de estudio
Aunque existen muchas técnicas de estudio adecuados a cada materia y edad, existen unas normas básicas que se pueden aplicar fácilmente. Conviene que los padres también las conozcan: es necesario leer el texto cuantas veces alga falta para poder comprender lo que en él se dice; hay que subrayar las ideas más importantes; se debe elaborar un esquema o resumen; para memorizar la mejor forma es haciéndolo a través del resumen asociando las demás ideas que se ha leído;y, por último, se debe reproducir la información, tanto oralmente como por escrito. También los padres podemos escucharle o leer lo que ha escrito.

El mejor horario para el estudio
Planificar un horario para el estudio le ayudará a crear hábitos de trabajo, potenciará la concentración, ya que es más fácil concentrarse en un tiempo exclusivo para estudiar determinado de antemano y, además, le quedará tiempo para dedicarse a otras tareas.

Conviene, por tanto, tomar una serie de medidas como, por ejemplo, establecer juntos este horario, debe ser un tiempo a respetar pero con la suficiente flexibilidad como para alterarlo por algún imprevisto, antes de iniciar los estudios, hay que detallar que se va a hacer en cada momento. Y, para finalizar, no debe perder horas de sueño, ni estudiar si está cansado o después de comer.

No hay comentarios:

Lo más leído en Ayuda Familiar